Obsequios con inspiración

Regalo para el anfitrión

Recuerda que nunca debes llegar con las manos vacías. Trae una pequeña muestra de agradecimiento para el anfitrión, un pequeño regalo que de las gracias por extendernos la invitación, y recuerda siempre seguir la fiesta con una llamada telefónica, correo electrónico o una nota escrita a mano. Las reglas de etiqueta establecen que el seguimiento debe extenderse al igual que la invitación, por lo que cuando los amigos se reúnan para una cena de último minuto y llamen para invitarte, puedes levantar el teléfono al día siguiente para decir: "¡Gracias!" Sin embargo, incluso si la invitación no se extendió a través de una nota escrita a mano, creo que todos estamos de acuerdo en que el descubrimiento de una nota escrita a mano en el buzón, siempre es bienvenida.

Sheaffer® Prelude® Mini Sheaffer® Prelude® Sheaffer® Agio®

El amigo que lo tiene todo

Este puede ser un regalo difícil de dar, haciéndonos reconsiderar nuestras ideas, nuestro punto de precio, o si se debe dar a todos. Pero antes de pensar en ello, basta con considerar quién es la persona a la que se le va a regalar y qué es lo que le gusta. Tal vez ellos no necesitan nada, pero aman un tipo específico de té. Tal vez gustan de llevar un diario sobre sus viajes, y tú conoces la pluma perfecta para ello. Dar no se trata del tamaño o la cantidad que se gasta, es desde el corazón. Y los regalos bien pensados, a pesar de adquirirlos a un precio, no lo tienen si se dan de corazón. Concéntrate en los regalos que no son necesariamente de una gran naturaleza, sino aquel que les traerá el simple placer todos los días... una taza de té, ¿alguien?

Sheaffer Legacy® Heritage, Sheaffer® Prelude® Signature, Sheaffer® Intensity®

Dar en la oficina

Este es un tanto difícil. Cuando se trata de regalar en la oficina, la etiqueta tradicional dice que hay que hacerlo con cautela. . . si es que lo lleva acabo. A veces en lo que concierne a regalar en la oficina, un regalo no es sólo algo que está desenvuelto, debe comunicar algo más que un "Estaba pensando en ti", sobretodo al dar a los supervisores, el gesto puede ser visto con aspiraciones profesionales. A veces es mejor dar algo pequeño y para todos. Una forma fácil de evitar el envío de mensajes no deseados es dar regalos hechos a mano... tal vez tu familia tiene la receta de los caramelos más sorprendentes o recientemente sabes sobre cómo hacer jabón. Estos gestos simples pero reflexivos, son una manera maravillosa de compartir el entusiasmo en la oficina sin confundir el mensaje.

Sheaffer® 100, Sheaffer® 300, Sheaffer® 500

Recibir de alguien que no esta en tu lista

Cuando recibes un regalo de alguien que no esta en tu lista, las cosas se ponen difíciles. ¿Tienes que corresponder con un regalo? La respuesta es no. ¿Se trata de un gesto de amabilidad? Sí, ¡por supuesto! Mantener un apartado de regalos con objetos pequeños, tales como velas, servilletas, lociones, etc. no te deja con las manos vacías cuando un gesto reflexivo se te ha extendido. Si decides no corresponder (y está correcto también), recuerda que una nota manuscrita de corazón puede significar tanto como un regalo.

Sheaffer® Sentinel, Sheaffer® 100, Sheaffer® VFM

Tarjetas de felicitación

Una nota en el buzón es un regalo, sobretodo cuando es a mano. Así que durante esta temporada, mientras las tarjetas pre-impresas y cartas de formas amistosas se envían, recuerda tomar un pequeño momento para escribir una o dos notas y hacerlo más personal.

Sheaffer® Prelude® Mini, Sheaffer® Prelude®, Sheaffer® Intensity®

Lo que cuenta

O incluso tomar diez minutos para hacer una tarjeta a mano, y poner la pluma y papel para decir "estoy pensando en ti", o "te deseo lo mejor”. Tus pensamientos extendidos en pluma y papel vivirán en los corazones y las mentes de nuestros amigos y familia mucho tiempo después de que el sobre se haya abierto.

Sheaffer® Valor®, Sheaffer® Prelude®, Sheaffer® 500

FaLang translation system by Faboba